Páginas vistas en total

sábado, 18 de enero de 2020

ZULOA: EL PECADO DE VENDER LIBROS. UN INJUSTO CASTIGO PARA UNA GRAN LIBRERÍA.

Joaquín San Martín es el librero de ZULOA. Sí, librero de libros... Esas estructuras de papel que contienen palabras y a veces ilustraciones que se plasman a través de tinta impresa. En estos "tiempos líquidos" de Internet, la solidez de la literatura que se toca dicen que está en declive. Txintxu (que así le conoce todo el mundo en la Almendra Medieval de Vitoria) es uno de los "Últimos de Filipinas" de la Era Gutenberg. Gracias a la librería Zuloa de la calle Correría 21, uno puede encontrarse una persona como Txintxu que le prescriba la medicina literaria que necesita su síndrome de melancolía o euforia. No hay mejor fármaco para el alma que un buen libro en el momento oportuno. Y Txintxu de eso sabe Lepe. Zuloa abrió sus puertas hace 32 años. La inauguración fue en 1987 en la calle Pintorería, dos años después de que yo llegase a Vitoria como periodista de RNE. En 1998 se trasladó a su actual sede de la calle Correría 21. Txintxu San Martín aterrizó en Zuloa como "prescriptor de libros para el alma" en 2003... 17 años ya...  Hace poco tiempo, Txintxu y la librería Zuloa han sufrido el zarpazo de una crítica injustificada e inmisericorde por haber cedido sus instalaciones para la presentación de mi libro "AGENTE DOBLE EN TRES FINAL FOUR". No ha sido el único perjudicado por apoyar mi publicación. También han sufrido las consecuencias los directores de la Cadena Ser y Radio Vitoria por sendas entrevistas que me hicieron Kevin Fernández y Paco Valderrama. Tengo una deuda con Txintxu: publicar la carta que dirigió a la revista que puso a su Librería en el centro de la diana de sus críticas:  
CARTA DE LA LIBRERÍA ZULOA 
Hola a tod@s,
Habéis podido leer estos días en la revista Dato Económico y en el medio digital Norte Expres (son la misma empresa), un artículo que hace referencia a la librería Zuloa.
Estos artículos acusan a la librería Zuloa de actos reprochables, de difamar, insultar y mostrar poco respeto a los medios de comunicación.
Sorprendido por las afirmaciones vertidas, y tras releer el artículo varias veces, no conseguía averiguar a qué actuaciones se refiere, ni el porqué de esas afirmaciones.
He pedido a estos medios que algún responsable me explique personalmente dichas acusaciones. En la redacción de Dato Económico, y a través de una empleada, me dan un par de folios que, según ellos, justifican los pecados cometidos por Zuloa, por los cuales les han llevado a publicar el artículo. Uno de esos papeles es una copia de una de nuestras convocatorias a los medios, y el otro es un pantallazo de un artículo de un blog.
Primer pecado: En Zuloa se realizó una rueda de prensa para anunciar la presentación de un libro, AGENTE DOBLE EN TRES FINAL FOUR, de José Manuel Cámara, que iba a tener lugar al día siguiente, 13 de diciembre de 2019, en La casa de Cultura Ignacio Aldecoa.
Segundo pecado: En esa convocatoria a la prensa que se envió a los medios, hay unos links que llevan a blogs con artículos del autor. Uno de esos blogs acusa al director de este medio, Álvaro Martínez Berrueta, de chantajes y amenazas. Este parece ser nuestro mayor pecado.
Si Mtz. Berrueta está interesado en defenderse y denunciar esas acusaciones, hay muchas maneras de hacerlo, pero intentar callar, tapar, amedrentar y presionar a personas, y en este caso a una librería, parece más una práctica de las acusaciones que le atribuyen en el blog, que una manera de defenderse de ellas.
A nuestro parecer es poco ético y profesional para quien se define como “medio de comunicación”, dar una información sesgada, no exponer ni argumentar los hechos que a su criterio son reprochables, para dañar gratuita y malintencionadamente la imagen de Zuloa o la de cualquier otro.
En 2019, Zuloa ha realizado numerosos actos: exposiciones, presentaciones de libros, cómics, discos, etc., de reconocidos artistas y autores locales y foráneos. También hemos cedido nuestro local a personas y colectivos diversos para realizar distintos eventos. Obviamente, eso no nos hace partícipes ni responsables de todas las opiniones de las personas y agrupaciones que pasan por nuestro espacio.
Zuloa seguirá siendo un lugar donde tendrán cabida toda clase de ideas y opiniones, como ha sido siempre, pese a quien pese.
Muchas gracias por vuestro tiempo.

No hay comentarios: